Titulo de Articulo de Columnista

SE TUVO QUE ESPERAR 10 AÑOS

Otros temas del mismo autor

Contenido de articulo

En esta Copa del Mundo se han dado muchas sorpresas. Selecciones que eran consideradas favoritas abandonaron la competición en la fase de grupos, otras siguen, contra todo pronóstico, en pelea hacia el título.
 
De igual manera, se esperaba más de jugadores que en sus respectivos clubes destacaron y, por consiguiente, se les vaticinaba un gran Mundial. Es el caso de Cristiano Ronaldo, que no pudo llevar a Portugal a los octavos de final y se regresó a casa con apenas un gol anotado.
 
Otro ejemplo es la selección de España, última campeona del mundo, en Sudáfrica 2010, y que se fue con más pena que gloria. Jugadores como Iker Casillas, Cesc Fábregas y Andrés Iniesta decepcionaron.
 
Las lesiones también jugaron en este torneo. Antes de que inicie la competencia, se anunciaba la ausencia de jugadores que no pudieron superar sus dolencias. Frank Ribéry quedó desafectado de Francia por problemas en la espalda.
 
El caso más sonado fue el del colombiano Radamel Falcao García, que no pudo llegar a recuperarse a tiempo. El “Tigre” hizo el anuncio oficial de que no iba a jugar por su selección por no encontrarse al 100 por ciento.
 
La baja de Falcao era un mal pesar para los colombianos, que volvían a ver a su selección en un Mundial después de 16 años de no participar en una Copa del Mundo.
 
Pero esta nueva generación, liderada por el argentino José Pekerman, sorprendió a todos por su estilo de juego haciendo que la no presencia de su máxima figura pase inadvertida.
 
Y es así como aparecieron otras estrellas, tales son los casos de Juan Cuadrado, David Ospina y James Rodríguez, este último llegando a ser uno de los goleadores del torneo, por encima del argentino Lionel Messi y el brasileño Neymar.
 
La actuación de este volante, de 22 años y que milita en el Mónaco francés, ha despertado el interés de los grandes clubes. El Real Madrid lo tiene en la mira como posible reemplazo del argentino Ángel Di María.
 
Carlos Valderrama, exjugador colombiano, destacó la calidad de James argumentando que el nacido en Cúcuta es el reemplazo que le estuvieron buscando por más de 10 años, pero con otras características.
 
El “Pibe” sostiene que James puede dar mucho más con la selección. Es claro que Brasil 2014 es el Mundial de las sorpresas y la aparición de este colombiano es una de ellas.